Follow by Email

Google+ Followers

lunes, 21 de octubre de 2013

Primer sueño de amor

Regreso al pasado brumoso del tiempo inaudito,
la niña cantada en mis versos esfinge parece,
es mi hija que corre sonriente en el patio infinito,
que juega al jazmín y en columpio de rosas se mece.

La bruma oscurece el paisaje, la oculta en herbáceos
vapores, renace en la núbil mujer consentida,
se dice mi amante y me ofrece sus labios rosáceos,
me siembra en el alma la hierba que cura mi herida.

Palpita su pecho, suspira su aliento embriagante,
del mármol que nace en Carrara su rostro parece
mas goza blandura de armiño de olor excitante.

Y vuelvo mis ojos de niño a su seno calmante,
degusto su leche al tiempo que suave me mece;
es tal su poder que es mi hija, mi madre y mi amante.

No hay comentarios:

Publicar un comentario